La respuesta a tus dudas legales

¿Cómo recurrir una multa de tráfico?

Guía publicada por:

Lexdir

Para recurrir una multa de tráfico es necesario presentar un escrito de alegaciones indicando los datos identificativos del conductor y vehículo. La multa se dirige al Jefe de Tráfico provincial. El pronto pago supone una rebaja del 50% del total de la sanción.

Una vez recibida la denuncia de infracción, el conductor sancionado puede decidir pagar la multa en los 30 días siguientes y beneficiarse del 50% de descuento (dejando posible únicamente la vía contenciosa-administrativa para formular alegaciones) o presentar un escrito de alegaciones, en los 15 días hábiles (todos menos domingos y festivos) siguientes a la notificación, si el conductor no está de acuerdo con el contenido de la denuncia.

Dicho escrito se debe dirigir al Jefe de Tráfico  de la provincia en la que se ha iniciado el procedimiento, pudiéndose presentar en cualquier otra Jefatura, por correo administrativo o en los registros oficiales de la Administración Estatal, Autonómica o de las Entidades Locales que hayan suscrito un convenio al efecto.

Para redactar el recurso , existen muchas empresas que asesoran sobre cómo hacerlo e incluso gestionan el trámite ellas mismas por cantidades de dinero razonables. En cualquier caso, el conductor puede redactar el recurso él mismo ayudándose de algunos consejos. En este sentido, es recomendable organizar el texto en tres partes: datos personales, datos de la denuncia y alegaciones.

En el primer apartado  debe indicarse el nombre, apellidos y DNI junto a la dirección postal y el teléfono.

En el segundo apartado  deben recogerse todos los datos de la denuncia: número de expediente, fecha de la denuncia, matrícula del vehículo, marca, color y modelo.

Por último, en el párrafo de las alegaciones  el conductor debe proponer las pruebas que considere relevantes para defender su postura: declaración del conductor, pruebas documentales, testificales y periciales (elaboradas por técnicos o expertos). También es muy útil leer bien la multa por si hubiera un fallo en el color del coche, el número de la matrícula, el nombre de la vía donde se cometió la infracción… Del mismo modo, se recomienda pedir a la Administración las pruebas que certifiquen la infracción y, por ejemplo, si se trata de una foto borrosa poder alegar que no se ve bien, etc.

Al final, debe señalarse la ciudad y fecha en la que se entrega la carta y firmarla. Hay que llevar dos copias e intentar quedarse un ejemplar sellado.

Una vez entregado el recurso, hay que esperar la respuesta . Si el pliego es desestimado, se puede presentar recurso de alzada  en el plazo de un mes ante el Ministro del Interior, quién podrá delegar sus competencias para resolver en la Dirección General de Tráfico.

En caso de ser estimado el recurso, no habría que pagar la multa. Por el contrario, si es desestimado, habría que hacer frente a su coste o presentar un recurso contencioso administrativo  por la vía judicial (igualmente, pagando la multa anticipadamente, cuyo coste se devolvería si el caso se resolviera a favor del conductor).