La respuesta a tus dudas legales

Pasos de peatones: PROHIBIDO utilizar líneas de otros colores que alternen con el blanco

Guía publicada por:
Basic
PERITO ACCIDENTES DE TRAFICO SEVILLA Miryam Moya

PERITO ACCIDENTES DE TRAFICO SEVILLA Miryam Moya

5.0

Perito Judicial de Mairena del Alcor

VER PERFIL

"Marca de paso para peatones: una serie de líneas de gran anchura, dispuestas sobre el pavimento de la calzada en bandas paralelas. No podrán utilizarse líneas de otros colores que alternen con las blancas". Así de explícito se muestra el Reglamento General de Circulación de 21 de noviembre de 2003 en su artículo 168.

Las marcas viales pueden definirse como líneas o figuras aplicadas sobre el pavimento. Según el art. 166 del Reglamento General de Circulación, su objeto es regular la circulación y advertir o guiar a los usuarios de la vía y pueden emplearse solas o con otros medios de señalización, a fin de reforzar o precisar sus indicaciones.

El fin inmediato de las marcas viales es aumentar la seguridad, eficacia y comodidad de la circulación, por lo que es necesario que se tengan en cuenta en cualquier actuación vial como parte integrante del diseño, y no como mero añadido posterior a su concepción. Lo que dista bastante de la realidad actual, ya que provocan numerosos resbalones entre motoristas, ciclistas y peatones, especialmente en días de lluvia.

Los pasos de peatones elevados proliferan con pintura azul, roja, blanca, aunque existe un vacio legal en cuanto a los mismos.

"Marca de paso para peatones: una serie de líneas de gran anchura, dispuestas sobre el pavimento de la calzada en bandas paralelas. No podrán utilizarse líneas de otros colores que alternen con las blancas". Así de explícito se muestra el Reglamento General de Circulación de 21 de noviembre de 2003 en su artículo 168.

La causa de esta irregular moda es, según mantienen la mayoría de los responsables municipales, que los pasos de peatones con colores ofrecen una mejor visibilidad y, consecuentemente, suponen una disminución de la velocidad de los vehículos. Asimismo, los ayuntamientos explican que el incumplimiento de la norma circulatoria está basada, en la mayoría de los casos, en el desconocimiento.
La peligrosidad de saltarse dicha normativa se extiende a varios puntos: desde el conductor que puede alegar que no se trata de un paso de cebra, hasta el conductor de motocicleta que puede patinar sobre él si ha llovido.

La Asociación Mutua Motera (AMM) pone de manifiesto que el hecho de que todo el área que ocupa el paso esté cubierta de pintura, en lugar de intercalar la franja blanca con la de asfalto, reduce la adherencia de 60 puntos -que sería el coeficiente de rozamiento ideal- a 30 o 40. Suponen un riesgo tanto para peatones como para motoristas pues la moto puede irse al suelo y atropellar a la persona que esté cruzando.

Si el deslizamiento de la moto se produce por el propio paso de peatones y este paso está de forma alegal (con 2 colores) es denunciable y se debe indicar en un atestado de la policia local correspondiente.

Pedir más información sin compromiso